Breaking News

La izquierda latinoamericana debate cómo librar a Haití del "imperialismo"


Representantes de varios movimientos de izquierda y grupos campesinos latinoamericanos comenzaron este miércoles una serie de debates en Haití para estudiar salidas a la profunda crisis política que atraviesa el país y para pensar en vías con las que librar del "imperialismo" al Estado más pobre de América. 

El encuentro, llamado Primer Foro Patriótico de Haití, reúne a cerca de 200 miembros de movimientos populares haitianos y una delegación de grupos de izquierda de Argentina, Brasil, Venezuela, entre otros países, que se citan hasta el próximo viernes en Papaye, localidad rural en el centro de Haití. 

Camille Chalmers, dirigente de la Plataforma Alternativa por el Desarrollo de Haití, dijo a Efe por teléfono que el objetivo de los movimientos sociales haitianos es "reformar el estado profundamente", comenzando por "recuperar la soberanía" y reducir la dependencia de Estados Unidos, país "que controla Haití desde fuera". 

"La fuerte movilización que empezó en julio de 2018 ha logrado conseguir un aislamiento total del Gobierno de Jovenel Moise. No tiene ningún apoyo del pueblo. No se puede entender que siga en el poder; lo único que lo explica es la fuerza de los imperialistas", dijo Chalmers. 

Haití vive una parálisis política desde que se desataron las protestas de 2018 motivadas por la corrupción y por la delicada situación económica del país. 

Moise superó la semana pasada una votación que pretendía impulsar un juicio de destitución, pero todavía no ha conseguido que el Parlamento apruebe el nombramiento del primer ministro que ha propuesto, Fritz William Michel, que es el tercer jefe de Gobierno en funciones en lo que va de año. 

Chalmers explicó que Haití está dirigida desde 2011 por "un grupo político de extrema derecha cuyo mandato fundamental es eliminar las victorias populares y crear un estado autoritario, siguiendo un modelo económico imperialista". 

Ese modelo, según relató Chalmers, se basa en establecer zonas francas dedicadas a la exportación y que operan con "mano barata con salarios de miseria"; el desarrollo de la minería, la agroexportación y el turismo de masas. 

El líder del Movimiento de los Trabajadores Sin Tierra (MST) de Brasil, João Pedro Stédile, uno de los principales dirigentes latinoamericanos que acudieron al foro, dijo a Efe que Haití "es un Estado fallido" y necesita una refundación. 

"Solo hay un camino, que he escuchado de los movimientos populares haitianos: cambiar el Gobierno, poner un Gobierno representativo de la fuerzas populares. Entonces, aplicar un plan de emergencia económica y, a partir de eso, convocar una asamblea constituyente y redactar una nueva Constitución", afirmó. 

El Foro Patriótico pretende lograr una posición de unidad entre los movimientos populares haitianos y alcanzar un consenso en torno a un plan de acción y de movilización popular para forzar la dimisión del presidente Moise y el comienzo de una transición política que permitir sacar al país de la crisis.

No hay comentarios