Breaking News

Turismo de convenciones, prioridad de industria del ocio en el Caribe



Situado en el corazón de la selva y costa maya mexicana, el Belmond Maroma Resort & anuncia la inauguración para abril de 2019 de su centro de convenciones, con una superficie de 570 metros cuadrados, dotado con Tecnologías de la Información y Comunicaciones. 

El proyecto abre un camino prometedor de desarrollo en armonía con el frágil entorno ecológico del destino de naturaleza, sol y playa que prima en la región caribeña, al incrementar la captación de turismo MICE (Meetings, Incentives, Conferences and Exhibitions, por sus siglas en inglés) de reuniones de gran derrama en los países
receptores. 

Para esta área geográfica constituye un reto escalar a mejores puestos dentro del también llamado turismo de convenciones o reuniones que, según la Organización Mundial del Turismo, representa un 20 % de los visitantes internacionales, quienes tradicionalmente escogen como principales lugares de estancia Europa y Estados Unidos. 

Según la International Congress & Convention Association (ICCA) durante 2017, EE.UU. resultó líder mundial al acoger 941 congresos, mientras Alemania fue sede de 682 y Reino Unido 592. En cuanto a ciudades Barcelona, enseñoreó la lista con 195 eventos captados, secundada por París y Viena, ambos con 190.Igualmente la institución revalidó a Brasil como país puntero en Latinoamérica y Buenos Aires, entre las ciudades. 

Para la American Express Meetings & Events Londres, Barcelona y Berlín encabezan la lista de los 10 destinos en Europa más demandados por el segmento. Aunque otras ciudades importantes en esa clasificación son Amsterdam, París, Madrid, Frankfurt, Roma, Munich y Praga. 

Pero los augurios para la región caribeña y latinoamericana, son alentadoras al presentar como tendencia del crecimiento del sector hacia 2020 un 13.1%, seguido de Asia con un aumento del 6.4%. según la fuente
LatinCaribe Convention & Visitors Bureaus. 

Un gran valor agregado que justifica las inversiones en el mercado MICE es la participación de líderes y grupos influyentes en las diferentes asociaciones científicas, sociales, culturales y políticas, los cuales al interactuar de forma positiva en los valores de hospitalidad, históricos y culturales de los destinos, pueden convertirse en aliados para un beneficioso ciclo de reiteración de eventos y visitas. 

Aunque esta benefactora incidencia requiere del acompañamiento y estímulo por una activa estrategia de captación y promoción del destino por medio de campañas en las redes sociales, inversiones en acciones marketing, viajes de incentivo, festivales. 

Interrelación entre MICE y tecnologías de punta 

El segmento MCE presenta una relación directa con la tendencia de los destinos inteligentes de alta conectividad y tecnologías de punta que pueden estar por encima de las exigencias del turista convencional que cada día está más conformado por la generación millenials y las posteriores. 

Una alta directiva para Europa Central de la cadena World Hotels sintetiza con elocuencia el momento tecnológico que debe garantizarse para el turismo de reunión al expresar: “Atrás quedaron los días, cuando los lugares solo necesitaban proporcionar un retroproyector. 

Ahora, los espacios no solo necesitan proporcionar conexión a Internet de alta velocidad, sino también asistentes virtuales. 

Precisa la importancia de las tecnologías, como la realidad virtual, la inteligencia artificial y la realidad aumentada, el web casting, la transmisión en vivo y la videoconferencia, que no se deben considerar algo de lujo, sino que resultan cada vez más importantes. 

Es esencial que los lugares se mantengan actualizados con estas tendencias para mantenerse en la cima. 

No obstante estos retos, la región del Caribe apuesta como camino para su desarrollo intensivo que complemente su tradicional oferta de sol, mar, y naturaleza por el mercado MICE y sus intenciones son más que proyecciones teóricas, lo cual se evidencia en el incremento de las edificaciones en los últimos años de centros o palacios dedicados al
turismo de reuniones. 

Sin incluir las incontables nuevas instalaciones hoteleras de alto estándar en explotación o en proceso de construcción que incluyen como requisito indispensable en sus servicios salones o grandes centros para acoger este lucrativo mercado, que según investigaciones multiplican entre 6 y 11 veces el dinero que aporta el turista convencional. 

Igualmente se han desarrollado los servicios asociados al trabajo profesional de las reuniones de negocios, sociales o políticas a las facilidades para la “escapada” al descanso en las opciones del disfrute tradicional del entorno, con el valor agregado del predominante clima de seguridad y tranquilidad presentes en muchos de los destinos del Caribe y que tanto busca el visitante. 

Este factor a favor del desarrollo del MICE y el turismo en general en la región toma especial relevancia cuando inclusive se propone en eventos dedicados al tema que se instruyan a los visitantes sobre las medidas ante acciones terroristas para que sean parte de la propia presentación del evento y su destino. 

Resulta destacable en los últimos dos años la construcción de instalaciones para el destino de reuniones en algunos países del Caribe, aunque puede decirse que en toda la región de una u otra forma se centran programas gubernamentales y privados para crecer en este mercado de gran futuro. 

Dominicana apuesta fuerte por turismo de convenciones 

Siguiendo esa tendencia, República Dominicana en los últimos tiempos proyecta para su infraestructura hotelera 12 nuevos establecimientos para el segmento MICE en construcción en Santo Domingo, Puerto Plata, Punta Cana, Miches, Uvero Alto y Baní. 

Pero su buque insignia es el moderno Palacio de Congresos Sans Souci ,calculado para la atención de entre 4 mil 600 y 6 mil 500 delegados y enclavado en la zona del río Ozama, como parte integrante de un mega proyecto que cuenta con terminal de cruceros, puerto comercial, zonas residenciales comercial y hoteles. 

Por su parte, Costa Rica inauguró en mayo pasado el Centro de Convenciones de esa nación, en la capital, San José, el que según autoridades del turismo "es la punta de lanza" para situarlo como un país competente para este segmento del turismo, y se espera que de 2017 a 2021 se capten 80 congresos internacionales que deberían
retribuir alrededor de 250 millones de dólares. 

En tanto, Jennifer Champsaur, Viceministra de Turismo de Panamá, en declaraciones para el Grupo de Excelencias, recientemente explicó del nuevo centro de convenciones en Amador, que tiene un destino muy interesante para
el mercado MICE. 

Además resaltó las fortalezas de su país para este segmento de visitantes que buscan conectividad aérea e infraestructura hotelera, que tuvo un crecimiento en casi 10 mil habitaciones disponibles del 2009 al 2014. 

En Jamaica el viajero que asiste a convenciones tiene excelente acogida en el Centro de Convenciones de Montego Bay, con una extensión de 50 mil metros cuadrados y quizás constituye uno de los ejemplos más significativos de crear la perspectiva al visitante de combinar esa alternancia del trabajo y el placer. 

El mercado MICE en el Caribe da posibilidades de combinar la estancia con más de 100 atracciones como senderismo, escalada de montañas, visionaje de aves, visitas a cascadas, navegación deportiva, deportes acuáticos y hasta recorridos guiados por sitios que representan Rutas. 

Cuba acoge alrededor de 300 eventos cada año 

En la mayor de las Antillas se inició el despegue del turismo de reuniones con la inauguración en 1979 del Palacio de Convenciones, sede fundamental que ha acogido eventos de trascendencia internacional y posteriormente en la década de 1980 se incorporaron a estas instalaciones PABEXPO y EXPOCUBA, en propia capital. 

Figuran además entre los centros apropiados para el turismo de reuniones, el Teatro Heredia, en Santiago de Cuba, pero además se ha seguido la estrategia de contar con salones edificados en los polos turísticos para ese fin. 

El titular de Turismo de Cuba, Manuel Marrero en recientes declaraciones reconoció que ha llevado años impulsar esta modalidad de turismo en el país cuya prioridad e importancia va tomando fuerza en polos como Varadero y los Cayos, donde están siendo construidos nuevos hoteles dotados de salones y facilidades para realizar eventos. 

Precisó que la próxima Feria Internacional del Turismo de Cuba se celebrará en el complejo histórico-militar Morro-Cabaña, uno de los sitios con mayor atracción patrimonial y cultural de La Habana, por lo que convertirlo en escenario "es una combinación perfecta que permitirá dar un gran impulso a La Habana en su medio milenio". 

Por estos días se anunció que el Hotel Nacional de Cuba, con el patrocinio del Ministerio de Turismo de Cuba y del Grupo Hotelero Gran Caribe celebrará la 23ª edición de MITM Américas. 

Recientemente tuvo lugar en la capital cubana la edición 22 de MITM, del 18 al 21 de septiembre en los salones del capitalino hotel Meliá Cohiba, pero anteriormente en 2009 La Habana fue sede de lo que constituye la feria internacional de turismo de reuniones más antigua en América y el Caribe. 

Igualmente, el afamado balneario de Varadero fue anfitrión de esa cita en 2004, todo lo cual confirma que el turismo de convenciones deberá seguir marcando fuerte como una prioridad de la industria del ocio en el Caribe.



No hay comentarios